Este fue un claro día de baloncesto. En los entrenamientos de la mañana, ya se disputaron buenos e interesantes partidos. Al finalizar nos hicimos las fotos de grupo de los participantes de los dos Campus de Baloncesto. Tras la comida, los talleres siguieron su ritmo habitual y por la tarde más baloncesto. Los pequeños mostraron, ante algunos padres que vinieron a vernos, un alto nivel (aprenden rápido). Los mayores por su parte se vaciaban en los partidos.

Pero fue después de la cena cuando llegó una de las veladas mas esperadas del Campus.

LA VELADA DE TERROR.

El albergue se convirtió en un antiguo hospital infantil, con un dotor un poco loco,

una anestesista sospechosa,

un ente llamado “coquina”,

la extraña directora del hospital

y un guía feo,feo, pero que muuuuyyyy feo.

También actuaron muchos de los pequeños, que preferían dar sustos a que se los diesen, jeje.

El resto de participantes, en grupos demasiado pequeños para su gusto,

debían resolver el misterio que se encerraba en el antiguo hospital y salir de una pieza por donde habían entrado.

Al final, todos nos reunimos fuera y por supuesto se resolvió el misterio. Como todo el mundo sabe el culpable fue …………..

ver todas los fotos del campus